Evidencia anecdótica

De Wiki Pseudociencia
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Artículos sobre
Falacia Logo.png
Falacias

En el contexto científico, se denomina evidencia anecdótica a hechos que, pudiendo ser ciertos o no, son utilizados para llegar a conclusiones que no pueden ser verificadas.

Esta falacia toma la forma de "Esto es verdad porque me sucedió a mi (o a alguien que conozco)". Aunque puede ser cierto que los eventos sucedieron, la evidencia anecdótica no hace nada para explicar el por qué o el cómo sucedieron, por lo cual este tipo de argumentación es de nula utilidad en ciencias.

Aunque la evidencia estadística consiste principalmente en cifras estadísticas, la evidencia anecdótica generalmente presenta una anécdota para respaldar un reclamo; por tanto la primera es más confiable que la segunda.

En general, una anécdota es más fácil de imaginar que las estadísticas. Siguiendo esta línea de razonamiento, la evidencia anecdótica debería ser más convincente que la evidencia estadística, no porque se base en una sola instancia, sino por su mayor capacidad de provocar imaginación en el oyente. Sin embargo, los experimentos demuestran lo contrario.

Se cree que la calidad de un argumento juega un papel importante en el resultado del proceso de persuasión si las personas están motivadas y son capaces de analizar el mensaje. Bajo ciertas condiciones, la evidencia estadística es más persuasiva que la evidencia anecdótica en apoyo de un reclamo sobre la probabilidad de que un determinado evento haya ocurrido en verdad.

Una anécdota se basa en la observación o la experiencia. Por lo general, sirve para resaltar una situación histórica, caracterizar una personalidad o condensar las complejidades de una estructura de hechos en una visión general. Las anécdotas intentan describir lo que no se puede poner en cifras.

La evidencia anecdótica no es científica, o simplemente es pseudocientífica por estar afectada de varios tipos de sesgos cognitivos durante la recogida de datos o en su presentación. Por ejemplo, alguien que afirme haber tenido un encuentro con un ser sobrenatural o un alienígena puede contar una historia muy intensa, pero no es falsable.

Por supuesto, cuando los datos se grafican estadísticamente, uno puede decir que unos o ninguno los datos concuerdan con la evidencia anecdótica de alguien. Los datos, 'sólidos' como pudieran ser, se vuelven ambivalentes una vez que se intenta su interpretación. Todo lo que podemos hacer con ellos es producir o confirmar hipótesis razonables que son la 'verdad' hasta que sean falsables. Los datos que se produjeron correctamente permanecen, y cualquier nueva hipótesis debe estar de acuerdo con ellos.

En el área biomédica, los datos duros apoyan las conclusiones; hay datos e hipótesis razonables.

Se han llevado a cabo varios experimentos para evaluar si algunos tipos de evidencia son más convincentes que otros. Especialmente la distinción entre evidencia anecdótica y evidencia estadística ha recibido mucha atención por parte de los investigadores. En varias revisiones, se concluye que la evidencia anecdótica no es más persuasiva que la evidencia estadística.

En un estudio se demostró que la evidencia estadística en apoyo de un reclamo general fue más persuasiva que la evidencia anecdótica. Este resultado podría interpretarse como que muestra que los participantes aplican las normas desarrolladas en la teoría de la argumentación: son más reacios a aceptar una aseveración sobre una clase de casos que solo es respaldado por un caso, que aceptar esta aseveración cuando es respaldado por un resumen en cifras de muchos casos.

A las personas les resulta más difícil evaluar los argumentos que respaldan una aseveración de probabilidad que evaluar los argumentos que respaldan una aseveración de deseabilidad. En otras palabras: la calidad de la contrucción de un argumento de deseabilidad es más transparente que la de un argumento de probabilidad.

Desde un punto de vista normativo, la evidencia estadística que comprende una muestra suficientemente grande de instancias representativas, debería ser más convincente que la evidencia anecdótica, especialmente si la última usa un ejemplo que difiere fuertemente del problema en cuestión.


P Falacias especiales
Ejemplos de falacias especiales   Apelación a la intuiciónApuesta de PascalArgumentum ad youtubiumContextomíaEnvenenar el pozoEvidencia anecdóticaFalacia de HoyleFalacia de la crema de cacahuateFalacia de la Primera CausaFalacia de la reificaciónFalacia de la validación subjetivaFalacia del fósilFalacia del Plan DivinoFalacia del plátanoFalacia del propósito del UniversoFalacia naturalistaHipótesis irrefutableRazonamiento circularRazonamiento selectivo