Dana Elizabeth McCaffery

De Wiki Pseudociencia
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Dana.jpg
Dana Elizabeth McCaffery
Víctima de las pseudociencias
Pseudociencia implicada
Fecha de muerte

9 de marzo de 2009

De pronto, todos se quedaron en silencio, alguien dijo "Lo lamento mucho", y todo lo que escuchamos fue la línea plana del monitor cardíaco. Luego apagaron las máquinas y sacaron todos los cables. No miré, pero Dave sí y solo vi el horror en su rostro y su gritó mientras levantaban su cuerpo inerte, que envolvieron y colocaron en mis brazos. Todo el personal salió en silencio de la habitación, muchos de ellos llorando.

~Toni McCaffery[1]

Dana Elizabeth McCaffery era la tercera hija del matrimonio conformado por Toni y David McCaffery, de Australia. La bebé Dana nació el 5 de febrero de 2009. Los McCaffery se mudaron a los Ríos del Norte para criar a su familia. Sin embargo, no sabían que se trataba de un semillero para los virus contagiosos y potencialmente mortales y la bebé aún no estaba inmunizada.

Recuento

Lo que comenzó con una nariz tapada se convirtió en la peor pesadilla para el matrimonio McCaffery. A los 11 días de edad, Dana se inquietaba más por la noche y, a partir de las tres semanas de edad, comenzó a toser. Tras un examen, los esposos recibieron la noticia de que la bebé dio positivo para la tos ferina, una infección del tracto respiratorio muy contagiosa, también conocida como pertussis por que es provocada por la bacteria Bordetella pertussis. Los McCaffery fueron directamente al hospital.

Sin embargo, los esposos no se alarmaron porque creyeron que los antibióticos podrían acabar con la enfermedad. Desafortunadamente, los antibióticos solo evitan infectar a otros. No hay tratamiento para curar la tos ferina y ambos padres observaron cómo la enfermedad siguió su curso.

La bebé tosía incontrolablemente hasta que se puso azul (cianosis) y requirió oxígeno para recuperar el aliento. La alimentaron a través de un tubo nasogástrico, le administraron líquido por goteo intravenoso y la colocaron en una caja de oxígeno. El pediatra les comentó que cuando Dana pudiera recuperarse sin oxígeno, podrían irnos a casa, pero seguiría teniendo ataques de tos hasta por 100 días y posibles complicaciones respiratorias.

Dana desarrolló neumonía en el tercer día. La colocaron en un ventilador y la llevaron en avión a la Unidad de Cuidados Intensivos Pediátricos de Brisbane. El matrimonio estaba optimista porque el personal médico les mencionó que ella estaría allí durante una semana hasta que fuera lo suficientemente fuerte como para respirar por sí misma.

En el quinto día, la tos ferina dio un giro inesperado y mortal. En lo que pareció un instante, Dana tuvo una reacción agresiva a la toxina, que atacó su sistema inmunológico y su corazón. La tos ferina bloqueó todos los medicamentos o tratamientos que el equipo de especialistas podría ofrecerle. Después de casi 10 horas de transfusiones de sangre desesperadas, el corazón de Dana dejó de latir y dejó escapar su último aliento.

Sólo cinco días pasaron desde que los padres de la bebé escucharon que tenía tos ferina. La pequeña Dana falleció el 9 de marzo de 2009.

Los McCaffery asumieron erróneamente que su familia estaba protegida porque todos fueron vacunados al nacer. Sin embargo, no sabían que:

  1. La región de los Ríos del Norte tiene una de las tasas de vacunación infantil más bajas del país
  2. El efecto de la vacunación se desvanece después de 10 a 12 años, por lo que casi el 90% de los adultos ya no están inmunizados
  3. La inmunización solo es efectiva si la mayoría de la comunidad está vacunada (protección de grupo).

Esto significa que cualquier persona inmunizada, puede contraer la tos ferina debido a la gran cantidad de personas que no se vacunan o que ya no son inmunes.

El Hospital Base de Lismore ha estado admitiendo hasta dos niños por semana por tos ferina y Dana fue el tercer recién nacido transportado por aire desde esta región a Brisbane en otras tantas semanas.

Los McCaffery se sorprendieron por la cantidad de acusaciones y las teorías idiotas hechas por los antivacunacionistas que disputan la gravedad de la enfermedad infecciosa y niegan que fue la tos ferina haya sido lo que le costó a Dana su vida. Incluso los acusan de "negacionistas de las lesiones por vacunas", por su activismo en favor de la vacunación, y de estar coludidos con las empresas fabricantes de vacunas.[2]

Se han abierto páginas en Facebook tratando de concientizar a las personas sobre la necesidad de vacunar a los niños y así poder evitar enfermedades infecciosas fácilmente prevenibles.[3]

Para conocer más, véanse los siguientes artículos relacionados

Referencias y ligas externas

(Nota de la administración) Algunas ligas podrían estar rotas o algunos videos pueden haber sido eliminados.

  1. Sarrah Le Marquand (May, 2013) «We never got the chance to protect our little girl». Vía: adelaidenow.com.au.
  2. Vaccine News Australia (Oct, 2017) «McCaffery hate group tried to bully TV station into canning vaccine injury story». Vía: vaccinenewsaustralia.wordpress.com.
  3. «Dana McCaffery - Whooping Cough Awareness». Vía: facebook.com.