Ciencia y autoría fantasma

De Wiki Pseudociencia
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Corrupción
00-Bad Pharma Logo.jpg
en la Ciencia

Artículos científicos de escritores fantasma. Las corporaciones corrompen la integridad de las revistas científicas mediante la plantación de artículos con escritores fantasma. En lugar de presentar directamente los artículos, las empresas reclutan científicos u organizaciones de investigación quienes, bajo contrato, publican artículos que oscurecen la participación de las empresas.

Los científicos han sido compensados con cantidades que van desde los ​$3.000 a $5.000 solo para poner su nombre y el título de un artículo y enviarlo para su publicación[1]. En algunos casos, estos científicos han tenido una participación limitada en el diseño del estudio, la investigación o su análisis.

Mientras que la medida exacta en que se produce la escritura fantasma es difícil de medir, los casos confirmados revelan que es abundante. Un análisis encontró que los artículos sobre 33 de 44 ensayos clínicos de la industria farmacéutica mostraron evidencia de escritura fantasma[2].

  1. Un litigio reveló que empleados de Merck escribieron 20 artículos sobre Vioxx. De ellos, 16 enumeran un científico externo como el autor principal, a pesar de que el personal de Merck había redactado los artículos, incluyendo el análisis, antes de que los académicos de fuera se involucraran [3]
  2. De 1998 a 2007, Pfizer facilitó discretamente la publicación de 15 estudios de casos, seis reportes de casos y nueve cartas al editor para impulsar el uso no aprobado (Off-label) de Neurontin, un medicamento prescrito para el tratamiento de convulsiones en las personas con epilepsia y neuralgia.[4] El número de pacientes que tomaban el fármaco aumentó de 430,000 a 6,000,000, lo que convirtió al fármaco en uno de los productos más rentables de Pfizer[5]. Una investigación reveló que Pfizer no publicó los resultados negativos, informó selectivamente los resultados, y excluyó a pacientes específicos del análisis[6]. Pfizer no reportó que el medicamento aumentaba el riesgo de suicidio.
  3. El Instituto del Tabaco fundó informes de revistas en falso sobre el Tabaco y la Investigación de Salud en 1960 para difundir la incertidumbre acerca de la relación entre el tabaquismo y el cáncer de pulmón. La revista, que se distribuyó a médicos, científicos y medios de comunicación, incluyó artículos como "El patrón de personalidad del Cáncer comienza en la infancia", "Especialista de pulmón cita 28 razones para dudar que existe un vínculo entre los cigarrillos y el cáncer", "pruebas de inhalación no causan cáncer de pulmón, se cree que es un virus", y "factores familiares y psicológicos pueden tener un papel en el cáncer de pulmón"[7]. En 2003, Merck imitó esa estrategia con la creación de la Australian Journal of Bone and Joint Medicine con el objetivo de publicar artículos que simpatizan con productos de Merck, y distribución a 20,000 médicos[8].

El sesgo de publicación

Existe el sesgo de publicación cuando las corporaciones publican selectivamente resultados positivos, mientras que esconden bajo la alfombra los resultados negativos. También han publicado artículos duplicados, realizado informes negativos más difíciles de localizar, y publicado reportes positivos más accesibles. Aunque no corrompen directamente la propia ciencia, esta parcialidad de publicación y presentación de informes sesgan el acervo probatorio.

  1. Una revisión encontró sesgo de publicación y de notificación en relación a 50 medicamentos o dispositivos médicos utilizados para tratar 40 condiciones médicas. Por ejemplo, de los 74 ensayos con antidepresivos, los 38 con resultados positivos fueron publicados, mientras que 22 de 36 ensayos con resultados dudosos o negativos no fueron publicados.
  2. Una investigación encontró que varios artículos sobre la eficacia de Risperdal (Risperidona), un medicamento antipsicótico, se basaron en investigaciones limitadas. Por ejemplo, los resultados de un ensayo apareció en seis publicaciones bajo diferentes autoría[9].
  3. Empresas farmacéuticas han escrito y publicado metaanálisis -una visión general de los resultados de múltiples proyectos de investigación- que son importantes en el establecimiento de un consenso científico. Un estudio de 691 metaanálisis de los medicamentos contra la hipertensión encontró que las producidas por personas con vínculos con las compañías farmacéuticas fueron significativamente más propensas a reportar resultados en favor de las compañías.[10]

Un análisis encontró autoría fantasma en artículos sobre Avandia, Fen-Phen, la terapia hormonal para la menopausia, Neurontin, Paxil, Tylenol, estimulador del nervio vago, Vioxx, Zoloft, y Zyprexa en revistas médicas (Proyecto de Supervisión del Gobierno de 2011).

Otros artículos relacionados

Referencias y ligas externas

(Nota de la administración) Algunas ligas podrían estar rotas o algunos videos pueden haber sido eliminados.

  1. McGarity, T., and W. Wagner. 2008. Bending science: How special interests corrupt public health research. Cambridge, MA: Harvard University Press.
  2. Götzsche, P., A. Hrobjartsson, H.K. Johansen, M.T. Haahr, and D.G. Altman. 2007. Ghost authorship in industry-initiated randomised trials. PLoS Medicine 4(1):47–52.
  3. Ross, J.S., K.P. Hill, D.S. Egilman, and H.M. Krumholz. 2008. Guest authorship and ghostwriting in publications related to rofecoxib. Journal of the American Medical Association 299(15):1800–1812.
  4. McGauran, N., B. Wieseler, J. Kreis, Y.-B. Schuler, H. Kölsch, and T. Kaiser. 2010. Reporting bias in medical research: A narrative review. Trials 11(37).
  5. Egilman, D., and N. Druar. 2011. Corporate versus public interests: Community responsibility to defend scientific integrity. International Journal of Occupational and Environmental Health 17(2):181–185.
  6. Dickersin, K. 2008. Reporting and other biases in studies of Neurontin for migraine, psychiatric/bipolar disorders, nociceptive pain, and neuropathic pain.
  7. Michaels, D. 2008. Doubt is their product. New York, NY: Oxford University Press.
  8. Krimsky, S. 2009. Comment: Stop these stealth drug adverts. New Scientist 2711.
  9. Deyo, R. 2010. Manipulation of knowledge. In Information to knowledge; from knowledge to wisdom, edited by E. De Corte and J.E. Fenstad. London: Portland Press, pp. 105–114.
  10. Yank, V., D. Rennie, and L.A. Bero. 2007. Financial ties and concordance between results and conclusions in meta-analyses: retrospective cohort study. British Medical Journal 335:1202–1205.
P Anticiencia
Creacionistas   Argumento cosmológico del KalāmBaraminologíaComplejidad irreducibleDecaimiento de CDiseño InteligenteFalacia de HoyleMuseo de la Creación
Salud   Ciencia y autoría fantasmaHomeopatíairidologíaMovimiento antivaxxNegacionismo del VIH/SIDA
Conceptos falsos   Agua polimerizadaGravedad repulsivaFusión en fríoRayos N
Véase también   Alejandro Gallardo EnríquezAndrew WakefieldArthur KrigsmanAnticienciaCharlataneríaProsper-René Blondlot