Worlds in Collision

Worlds in Collision (Mundos en colisión) es un libro anticientífico del autor ruso Immanuel Velikovsky (1895–1979) en el que argumentó una visión catastrófica de los orígenes del sistema solar, la historia humana y la creación del planeta Venus. Velikovsky argumentó su punto de vista al ordenar tradiciones culturales y conocimientos folclóricos, legendarios y antiguos para abogar por ciertos movimientos históricos de cuerpos celestes.

Publicaciones Anticiencia
Worlds in Collision.jpg
Worlds in Collision

Según el libro, publicado en 1950, alrededor del siglo XV AEC, un gran cuerpo fue expulsado espontáneamente del planeta Júpiter. Este cuerpo pasó tan cerca de la tierra que causó agitación catastrófica meteorológica y geológica. Se acercó a la tierra nuevamente aproximadamente medio siglo después, trayendo otra ronda de destrucción apocalíptica. Luego asumió una órbita predecible alrededor del sol y asumió el papel del planeta Venus. Aunque ampliamente popular, la comunidad científica criticó rotundamente el libro, especialmente los astrónomos que argumentaron que Velikovsky había malinterpretado mal el funcionamiento de la mecánica celeste y que las ideas básicas del trabajo bordeaban la fantasía. A pesar de todo, el libro ha seguido siendo vendido y ha cosechado seguidores de culto.

Como se señaló, la comunidad científica reaccionó rápida y negativamente a Worlds in Collision y rápidamente señaló que la forma en que Velikovsky describe los movimientos de los planetas viola todo lo conocido sobre la física newtoniana. Velikovsky admitió que estaba proponiendo que la gravedad no siempre funcionaba como pensaban los astrónomos. De hecho, antes de Worlds in Collision, publicó un folleto titulado Cosmos without Gravitation, (Cosmos sin gravitación, 1946). Fue criticado por no entender la mecánica celeste -cómo se comportan los planetas- y que varias de sus premisas básicas fueron postuladas a pesar de que se descubrieron y publicaron pruebas que lo contrarrestaron incluso antes de escribir su libro.

El conocido astrónomo Carl Sagan (1934-1996) fue especialmente activo en denunciar el libro de Velikovsky e incluyó un capítulo entero sobre él en su libro El Cerebro de Broca (1979). Argumentó que todo lo que los astrónomos sabían sobre la historia, la atmósfera, la geología y los hábitos de órbita de Venus contradecían el trabajo de Velikovsky.

Los arqueólogos también denunciaron el sesgo y la reescritura de la historia antigua por parte de Velikovsky como de aficionado y muy equivocado. Velikovsky había reorganizado y reinterpretado la historia antigua conocida y los materiales originales genuinos de una manera peculiar para apoyar la idea de que las personas antiguas sabían de estos catastróficos cambios en la Tierra. Dijo que las dos pasadas cercanas de lo que en el futuro sería el planeta Venus y los estragos que causaron habían sido registradas en diferentes religiones como historias y descripciones de sus deidades.

Mundos en colisión de Immanuel Velikovsky ayudó a allanar el camino para posteriores escritores neocatastróficos, antiescientíficos y arqueológicos como Zecharia Sitchin y su libro The 12th Planet (El duodécimo planeta, 1976) y Fingerprints of the Gods (Huellas de los dioses, 1995) de Graham Hancock. Sitchin planteó la hipótesis sobre un planeta desconocido para los astrónomos modernos pero conocido por los antiguos como Marduk. También se dedicó a especular acerca de que los antiguos astronautas eran las fuentes de las primeras tradiciones religiosas. Hancock propuso que, alrededor de 5500 AEC, una especie de raza benevolente de personas de la edad de oro se dispersó debido a un cambio planetario catastrófico. Los sobrevivientes viajaron alrededor del mundo y ayudaron a crear las civilizaciones antiguas conocidas de Egipto, Mesoamérica y otras. Ambas obras, al igual que Worlds in Collision, se basan en interpretaciones extravagantes del conocimiento arqueológico por parte de personas que desconocen de arqueología, de lenguas antiguas y movimientos astronómicos, y que tratan de reescribir completamente la historia humana en términos de agitaciones catastróficas titánicas, super razas perdidas y la noción general de que hay una historia humana oculta cuyo conocimiento trata de suprimir la corriente principal científica.

Aún más insidiosamente, estos trabajos promueven la idea de que los especialistas académicos que pasan sus carreras estudiando un tema como la arqueología, la astronomía o la geología son unos idiotas que están cegados a la verdad, y que no se puede confiar en estos especialistas. Es un odio a los intelectuales que promueve la idea de que un investigador aficionado (o un periodista independiente) que trabaja con un tema tan complejo como la mecánica planetaria, la biomedicina, la historia de Babilonia o la antigua lengua sumeria es más confiable que el erudito profesional que pasó años estudiando y publicando sus hallazgos. Esto hace de Worlds in Collision y cree una progenie de niños adoptivos para la pseudociencia y la pseudohistoria.

P Propaganda Nociva
Propaganda religiosa anticiencia   Ark EncounterDarwin's Black Box¡Despertad!La AtalayaLa vida: ¿cómo se presentó aquí? ¿Por evolución, o por creación?Museo de la CreaciónDe pandas y personasThe Probability of God (Libro)The Wedge
Propaganda escrita pseudocientífica   66 Preguntas y Respuestas Sobre el HolocaustoDiscovery DsaludEl Secreto (libro)La interpretación de los sueñosLiving Proof: A Medical MutinyMadre naturaleza y SidaMelanie's Marvelous MeaslesWorlds in Collision
Propaganda en Internet y TV   Cuarto Milenio (TV)Extranormal (TV)Mermaids: The Body FoundPlandemic (pseudodocumental)Planeta Encantado (Serie)Tercer Milenio (TV)The ThawZeitgeist (filme)
Largometrajes y Cortos   A Matter of FaithAlbert Einstein (Corto)American Sniper (Filme)God's Not DeadEl BarberoEvolution vs. GodExpelled: No Intelligence AllowedKingdom of Heaven (Filme)Kirk Cameron’s Saving ChristmasUn hombre y una mujer (corto animado)Vaxxed: From Cover-Up to CatastropheWhat the Bleep Do We (K)now!?